En este artículo os voy a enseñar una rambla misteriosa, que se esconde y aparece a su antojo y que apesar de llevar más caudal que el propio río de Bezas sólo llega a él en contadas ocasiones.
Salimos desde Bezas y en los primeros kilómetros ni rastro de agua…

rambla2

Tras unos 2 kilómetros entre sabinares mezclados con pinos de 3 las especies de la zona y alguna carrasca cambia la litología pasando de un terreno calcáreoa las cuarcitas silíceas sobre las que el pinar de rodeno predomina. Es entonces cuando por sorpresa el cauce comienza a tener agua, a pesar de que estamos ascendiendo.

rambla1

a 50 metros de donde comenzaba a haber agua el caudal ya es importante

rambla3

y a medida que ascendemos el agua hasta nos impide cruzar la rambla,aunque eso para Thor no es ningun problema

rambla4rambla5

Pero esta rambla aún guarda otro secreto, una cascada “el Saltillo” que a pesar de llevar un caudal bastante pobre es un regalo para la vista

pasadilla1pasadilla3

Saludos

»

  1. Antonio dice:

    Buen reportaje Jose¡¡¡¡

    Me gusta

  2. caimodorro dice:

    Cuantos parajes por descubrir.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s